lunes, 6 de agosto de 2012

Azucarillo y aguardiente

Se hizo adicta al azucarillo, leia compulsiva las frases lapidarias que algun personaje escribió,  y alli encontró la filosofía de vida, tras un buen café sin sacarina


3 comentarios:

Como te lo digo dijo...

Impecable, como siempre. ¿como te va compi?

Un abrazo muy fuerte

Como te lo digo dijo...

Yo tambien te he echado de menos. Tengo que ponerme al dia con tu blog!!

Un besazo Compi, me alegro de volver a encontrarte!!

Sakkarah dijo...

Hay cosas que llevan a la reflexión, y esta nos lleva a tener un poquito más de sabiduría :)

Un beso.